Las estaciones virtuales permiten al usuario estacionar forma ordenada, cerrando el viaje, pero sin cargar la eBike.